COMUNICADO OFICIAL A LA OPINIÓN PUBLICA

 

 

A LA OPINIÓN PÚBLICA

 

La Federación Venezolana  de Fútbol, sus afiliados Asociaciones y Clubes, así como  los Jugadores, Técnicos, Árbitros y Oficiales, consideran de su obligación hacer conocer a la opinión pública en general y a la afición futbolística en particular, su categórico repudio  y condena los hechos violentos ocasionados recientemente, en torno a algunos encuentros del Torneo Apertura finalizado este domingo.

 

 

El Futbol como todo deporte es una actividad social, que promueve valores positivos  y hoy con tristeza hemos observado en nuestro futbol, el aumento de conductas incivilizadas y la violencia,  que no forman parte del día a día de nuestras competiciones, que atentan con los avances que en el tiempo hemos construido, a base de esfuerzo, trabajo y recursos  que se han conjugado  para la obtención de beneficios, convirtiendo a nuestro deporte en el más practicado del País, exhibiendo espectáculos deportivo lucidos, significativos y con el mayor número de espectadores asistentes.  

 

Nuestros clubes, jugadores, técnicos, y oficiales, son también la expresión de ese trabajo y responsabilidad, que con voluntad, eficiencia y sacrificio han dado pasos enormes para elevar su competitividad, cimentando esta “PASIÓN FUTBOLISTICA” que afectuosamente hoy vivimos; demostrada recientemente en la Ciudad de Valera, Estado Trujillo, con ocasión del  encuentro final de la Copa Venezuela.

 

Los encuentros correspondiente a las  competiciones nacionales  que  promovemos y organizamos  en las modalidades de: Futbol Campo, Futbol Sala  y Futbol Playa; han terminado en un noventa y nueve por ciento (99%)  en su tiempo reglamentario, a pesar de la violencia exógena, tanto personal como real. Lo cual, nos permite afirmar que  la violencia está en la comunidad no en el Futbol.

 

Sin embargo, es innegable que los actos de violencia, que han conmocionado la opinión pública, acontecidos  recientemente en su mayoría fuera de los recintos deportivos, antes, durante o después de algunos encuentros, es una situación que excede del estricto ámbito federativo;  la Federación Venezolana de Futbol no tiene los elementos para prevenirlos, ni para reprimirlos,  única y parcialmente tiene el control que se encomienda a los regímenes disciplinarios deportivos de carácter federativo; el cual hemos aplicado y aplicaremos  adecuada y proporcionalmente  a los hechos que afectan al futbol propiamente dicho. Nuestras facultades  quedan circunscritas a lo estrictamente competitivo, apegadas a las normas y reglamentos que rigen universalmente al Futbol y de obligatorio cumplimiento para nuestros afiliados.

 

Deploramos y rechazamos los grupos de violentos, que hoy bajo la pasión irracional por la camiseta del Club de su preferencia, con impunidad alteran gravemente la paz deportiva,  utilizan  la violencia callejera para enlodar, perjudicar y afectar a sus Clubes, así como  la actividad del Futbol en general, en detrimento de su normal crecimiento y  consolidación.

 

Aclaramos que no hemos sido indiferentes,  a los diversos hechos de violencia  que en el tiempo se han suscitados en nuestros Campeonatos, por el contrario hemos promovido reuniones con los dirigentes de nuestros clubes, hemos apoyado congresos y seminarios nacionales e internacionales, donde han sido tratado y analizado la violencia  en el Futbol Venezolano a profundidad; hemos promovido y participado en diferentes reuniones con autoridades del Estado, preocupados por prevenir y controlar la violencia en la actividad deportiva.

 

En este sentido, precisamos que recientemente participamos conjuntamente con Presidentes de Clubes de Primera División, representantes del Ministerio del Poder Popular de Relaciones  Interiores Justicia y Paz, y Juventud y Deporte en una importante reunión  con la Comisión de Política Interior de la Asamblea Nacional, que no ha permanecido pasiva ante los hechos violentos, sino que en base al papel social cultural y educativo que desempeña el deporte, para abordar medidas de seguridad y combate a la violencia en los espectáculos deportivos.

 

Como institución futbolística, con un gran sentido moral y de responsabilidad, ratificamos que continuaremos ejecutando acciones y aplicando las medidas, conforme a nuestras normas y procedimientos federativos, en el marco de lo estrictamente deportivo.

 

 

Exhortamos a la reflexión de todos los seguidores del Futbol Nacional, para recapacitar sobre el tipo de espectáculo futbolístico que queremos, Partidos ¿para sufrir? o para disfrutarlos sanamente, junto a la familia venezolana, como lo hemos venido  haciendo tradicionalmente.

 

“Hagamos del Futbol  un instrumento de lucha contra la agresión y la violencia, que nos permita recuperar la alegría de vivirlo con nuestras familias.”