El año en el que llegó una nueva generación

 

Gerencia de Comunicaciones FVF / Caracas. El 2022 va a quedar marcado como el año que dio inicio a la eSelección Vinotinto, y a su vez como el que dio un giro a la historia de los deportes electrónicos, tras la organización de un gran torneo para conocer a los representantes de Venezuela en la categoría, inscribiendo así el nombre del país en la eNations Series Qualifiers.

 

En el mes de mayo, en la ciudad de Caracas, se realizó el primer FVF eTrophy, con la intención de impulsar la disciplina, pero también conocer a los mejores jugadores del país para así dar inicio a una nueva selección.

 

En total, 32 pro-players se hicieron presentes en busca de ser los cuatro representantes de Venezuela en el eNations. Fabián Peñuela se consagró como el campeón, acompañado de José Kazanji, Yeickens Orozco y José Silva. A ellos, se sumó Rafael Guevara qué también participó y se convirtió en el director técnico.

 

Tras el torneo, la Federación Venezolana de Fútbol acondicionó un espacio especial para su nueva selección, la cual se puso manos a la obra para disputar el eNation Series Qualifiers, donde midieron fuerzas contra selecciones cómo Bolivia, Chile y Ecuador, entre otras del continente.

 

 

Pese a que el objetivo de clasificar al Mundial de Dinamarca no se concretó, el grupo dejó buenas sensaciones, y siguió trabajando en pro de los eSports. El equipo marcó un antes y un después en la visibilidad de esta modalidad, y una muestra de esto fue la Academia de deportes electrónicos que inauguró la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB), teniendo como invitados a los eVinotinto para su gran apertura y quedó enmarcada con partidos amistosos del FIFA22.

 

Venezuela cerró el año en la eNations Series en su División 2, mostrando una mejoría importante ante rivales como Bolivia y Paraguay, quienes fueron testigos del gran nivel que tiene el conjunto nacional, consiguiendo así el ascenso a la División 1. Un logro considerable en un corto tiempo de acción.

 

Ahora, solo queda pensar y trabajar con el 2023 a la vuelta de la esquina, en un año que será bastante movido, de muchas competiciones y fechas FIFA, donde Venezuela seguirá buscando trascender y dejar una huella imborrable en la joven historia de los deportes electrónicos.