La Vinotinto sigue su preparación para el juego contra Bolivia

 

 

En el hotel del Páramo de La Culata, donde se hospeda desde hace dos semanas, la agrupación Vinotinto mantiene su preparación con el fin de asumir el regio compromiso del Premundial Sudamericano contra Bolivia del siete de junio próximo en la elevación de la ciudad de La Paz (3.600 metros sobre el nivel del mar).

 

Cumpliendo estrictamente las instrucciones del cuerpo técnico y del personal médico, los de uniforme Vinotinto siguen cumpliendo con los intensos entrenamientos matizados por la utilización de una cámara hipobárica que simula la escasez de oxigeno imperante en La Paz.

 

 

El médico Gerardo Cañas, galeno de la selección, con la ayuda del especialista médico para este tipo de cámaras, Aquiles Iturbe, revisan con esmero los datos más necesarios para que los atletas venezolanos logren lo esperado en esta preparación.

 

Valores como consumo de oxígeno, porcentaje de hemoglobina, crecimiento de células, son tomados en cuenta, según explicaron los profesionales médicos, para poder saber el real estado físico de los convocados para este importante duelo.

 

Entretanto, el director técnico César Farías forja los planes técnico-tácticos necesarios para acometer la dura labor de buscar los puntos en el exigente escenario del estadio Hernando Siles de La Paz.

 

Varias sesiones de trabajo en el propio hotel donde se concentra el equipo, más pasajes futbolísticos en la cancha de Los Montilla, permiten al cuerpo técnico poder llevar gradualmente la preparación para estar al tope de sus condiciones para el crucial partido, uno de los dos que tendrá Venezuela en junio, pues cuatro días después le tocará rivalizar con Uruguay como local en el estadio Cachamay de Puerto Ordaz.